Hola Durango, hoy es

Es el tiempo de los ciudadanos

mayo 4, 2018 en Invitados, Titulares, utlima hora Escrito por:

Causa impotencia ver como servidores públicos toman malas decisiones, pocas sin importancia lo cual no le quita la mala toma y otras de suma importancia al grado de tener al país en la forma en que está, todo esto sucede sin tomar en cuenta en los más mínimo al ciudadano.

Por la razón de que son decisiones que se analizan y ejecutan mal repercutiendo de manera negativa en la sociedad, me hace pensar que estamos en el momento justo donde la sociedad debe ser tomada en cuenta, e insisto, la solución a todo esto es la inclusión del ciudadano en la toma de decisiones y acciones en las políticas públicas. Creo y afirmó que somos la solución, el funcionario que coadyuva al empoderamiento ciudadano e incluya a éste en su trabajo y valoré sus opiniones, será el primero que ayude a un verdadero cambio en el país.

El país debe ir firme y paralelo a la politización ciudadana y viceversa. Se entiende por politizarnos al proceso a través del cual algunas cuestiones que no tenían relación directa con la política ahora empiezan a tenerla y estos te llevan a tener un mayor interés, así como a participar en asuntos políticos.

En este sentido debemos entender que esto no se puede dar de manera individual o en nuestra vida privada, pero ahí podemos encontrar la motivación para comenzar a interesarnos; Montse dijo: “el hombre indiferente no se politiza nunca, no está en sus intereses, ellos simplemente se encierran en su vida privada y lo demás no importa”.

Deberíamos de entender el daño que hacen a la sociedad, nada más recuerden a cuantos leemos o escuchamos decir: “me tienen harto con su tema de política”, la famosa frase “van a seguir robando” y la mejor “allá afuera hay muchísimos a los que no les interesa nada”. Estás personas frenan el empoderamiento ciudadano y fortalecen al político a seguir actuando como lo hace.

Desde que nacemos hasta que morimos cada individuo de una sociedad participa socializando e intercambiamos infinidad de cosas, lo podríamos ver como una red compleja de transacciones sociales donde todos contribuimos por el simple hecho de ser participantes.

La politización es lo que llevaría a un empoderamiento ciudadano y a este a participar en la cosa pública, donde podría influir sobre las problemáticas relativas al clima político y social de nuestra comunidad y no solo al nivel de valores o ideas, sino a la toma de acciones concretas.

¡Bien! ¿Qué es ser politizado o politizarse?, sería la posibilidad de expresar el malestar social y querer hacer algo con él, transformarlo y dirigirlo contra los dispositivos de poder que le provocan el malestar; también politizarse podría ser los momentos en los que el hombre moderno logra hacer visible su molestia, de manera anónima y consigue cortar la lógica política, esto no significa que se tenga que utilizar la violencia pues si hablamos de empoderamiento ciudadano este ocuparía el lugar de la violencia, transformando está en diálogo y entendimiento mutuo entre servidores públicos y ciudadanos.

Politizarse hoy en día es participar en la vida política-social-pública con muchísimas razones en mente, se tienen todas las herramientas e instrumentos para hacerlo. La mayoría de los individuos que se politizan lo hacen porque no está de acuerdo con la configuración de su sociedad, piden cambios o que algunos cambios no se hagan, en pocas palabras expresan su malestar.

El ciudadano politizado debe tener en claro cuál es su objetivo, si es ciudadano politizado o activista político, son dos cosas diferentes, el activista político busca escaños en el sistema para una supuesta mejora del grupo de ciudadanos politizados, así que grandes valores ciudadanos no pueden seguir solos o dirigiendo grupos de ciudadanos inmersos en esta dinámica y el sistema los absorbe y se permean de corrupción y estarán al engranaje del sistema.

Ahí es donde debemos como ciudadanos motivar para crear grupos donde el interés focal sea la mejora de la sociedad, un ejemplo de esto son las candidaturas ciudadanas o independientes, en nuestro país no son tomadas en cuenta, quiero creer que el sistema las hizo ver como débiles e inciertas, hoy la ciudadanía las ve de mala manera y son espejo donde el ciudadano se refleja quitándose el ánimo de intentar incidir en la políticas públicas.

En resumidas cuentas, como hombre anónimo uno no puede politizarse individualmente, se requiere siempre de otro para que su acción adquiera su significado político, esto no impide que el ciudadano de manera individual no lo haga pero creo que tendría que llamársele activista político, pues me es difícil entender una politización de forma individual.

Facebook/ Francisco Pérez Campuzano

Comentarios:

Estación VozLibreDgo... (en Vivo)

Escucha la mejor Música en vivo las 24hrs.